• Una nueva casa

  • Nuevos amigos

  • Ropa nueva

  • Nueva vida

Sin agua no podemos vivir físicamente, pero ¿qué relación existe entre el agua y lo más hondo de nuestro ser? Esta gran pregunta, junto con otras, ha sido estudiada por ser humano desde que tiene conciencia de sí mismo, encontrando muchas respuestas.  Así, el agua nos acompaña en todas las referencias que determinan la manera de vivir o de entender la vida como son la religión o la cultura. En el caso de este artículo, hemos buscado algunas referencias  desde un punto de vista espiritual que nos llevan a ver como en todo el mundo y a lo largo de la historia de la humanidad, el agua señala directrices que guían la vida de las personas y de las sociedades.

El agua es considerada como un elemento purificador en la mayoría de religiones. En las Iglesias Católica, Ortodoxa,  Católica Antigua, Anglo-Católica y otras del cristianismo, el agua bendita es el agua que ha sido bendecida por un Presbítero, Obispo, o Diácono para practicar bautizos y otros rituales religiosos..

La tradición dice que San Alejandro I (6º papa, del 106 al 115) instituyó el uso del agua bendita, a la que había que añadir sal, para purificar las casas cristianas. Además introdujo en la eucaristía el pan ácimo y el vino mezclado con agua. Aparte de cualquier otra sustancia que se le pueda agregar al agua, es esencialmente indistinguible del agua ordinaria

El agua es considerada como un elemento purificador en otras muchas religiones.  El cristianismo, el hinduismo, el movimiento rastafari, el islam, el sintoísmo, el taoísmo y el judaísmo son ejemplos de doctrinas religiosas que incorporan el ritual de lavado.

Uno de los sacramentos centrales del cristianismo es el bautismo y se realiza mediante la inmersión. Dicha práctica también se ejecuta en otras religiones como el judaísmo. Asimismo, en muchas religiones incluyendo el judaísmo y el islam se efectúan baños rituales de purificación a los muertos en el agua.

Según el islam, las cinco oraciones al día deben llevarse a cabo después de haber lavado ciertas partes del cuerpo usando agua limpia o,  en caso de que no hubiese agua limpia, con polvo o arena. En el sintoísmo el agua es empleada abundantemente en casi todos los ritualesde purificación, ya sean personas, lugares o cosas.

Otros cultos también emplean agua especialmente preparada para propósitos religiosos como en el sijismo y el hinduismo. El agua tiene poderes espirituales para muchas culturas. En la mitología celta, por ejemplo, Sulis es la diosa de las aguas termales.

Muchas religiones también consideran que algunas fuentes o ríos tienen un carácter sagrado y proveedor de salud o favores. La ciudad de Lourdes  es una referencia para el catolicismo, el río Jordán  en algunas iglesias cristianas, el pozo de Zamzam en el islam, y el río Ganges en el hinduismo y otros cultos de la región. 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Contacto

Estadísticas

Usuarios
33311
Artículos
9
Visitas del artículo
11488